martes, 23 de abril de 2013

15 trucos para que los niños lean


Niña lee una revista. © No sólo comen y duermen
Por Sant Jordi, retomo y retoco un reportaje que escribí para El Imparcial e inauguro una sección que llevo tiempo queriendo abrir: También leen. Espero que os guste.


¿Cómo conseguir que un niño cambie el ordenador por un libro?




Son muchos los niños que asocian la lectura a una obligación escolar cuando un buen libro puede transportarles a lugares extraordinarios y desarrollar su imaginación. Para que la lectura se convierta en un gran entretenimiento es preciso acertar con los libros que les gusten, leer con ellos y concebir la lectura como un juego más. Aquí 15 trucos para conseguir que los niños dejen el ordenador por un libro.



¡Cuántos padres se echan las manos en la cabeza cuando escuchan a sus hijos pronunciar la dichosa frase: “Me aburro”! Miles de niños exclaman varias veces al día estas palabras y los padres sufren al no tener más ideas que ofrecerles. Existe una solución exitosa: aficionarles a la lectura.


Las ventajas de las lectura

Niña lee un libro. © No sólo comen y duermen
Las ventajas de un buen libro son muchas. La maestra y miembro del Asociación Amigos del Libro Infantil y JuvenilSara Moreno, ha explicado a este periódico que "los niños lectores desarrollan su creatividad y su imaginación. Se le despierta la mente". Son investigadores, más receptivos y, para el placer de los padres, más tranquilos.



La lectura no debe de ser presentada ni entendida como deberes escolares. Es importante que la vean como una actividad lúdica y de ocio. Tal vez podría llegar a convertirse en su hobby preferido. Para ello lo importante es que se enamoren de un libro, de su libro.


Trucos para que lean

Antes que nada indicar que “recetas mágicas no existen”. Aún así, Sara Moreno, maestra, y Sara Lens, pedagoga nos dan estos "trucos" para ayudarnos.

  1. Rodear a los niños de libros en casa
  2. Regalarles muchos libros, por su cumpleaños, Navidad… 
  3. Ir a librerías 
  4. Hacerles un carné en la biblioteca pública cercana a su casa y llevarles cada 15 días.
  5. Dejar a los niños elegir sus libros. No tienen porqué nuestros gustos.
  6. Animarles a escoger libros sobre sus aficiones.
  7. Proponerles una excursión relacionada con el libro: “Cuando acabes tu libro, vamos al planetario”
  8. Ver leer a sus padres. 
  9. Que sus padres les lean. 
  10. Un premio: el cuento. 
  11. "Nunca les castigues sin cuento”. 
  12. Un juego: “la hora de la lectura”
  13. Premiarles con más tiempo para leer antes de dormir.
  14. Pedir al niño que les cuenten la historia que han leído.
  15. Pedir al niño que describan las ilustraciones y que cuenten la historia que se imaginan que describen.
Unos niños lectores viajan por los cinco continentes, disfrutan contando historias, descubren, conocen y ven nuevas cosas. Realizan a diario un importante descubrimiento. La lectura infantil es una bendición para los padres, un acierto para su educación y desarrollo y una experiencia inolvidable



Publicar un comentario